miércoles, 26 de enero de 2011

Su Alteza Sheikh Mohammed bin Zayed Al Nahyan y la Bill & Melinda Gates Foundation se asocian para las nuevas vacunas

Su Alteza Sheikh Mohammed bin Zayed Al Nahyan, Príncipe a la Corona de Abu Dhabi y Ayudante del Comandante Supremo de las Fuerzas Armadas de los EAU, y Bill Gates, co-presidente de la Bill & Melinda Gates Foundation, han anunciado hoy que están trabajando de forma conjunta para suministrar vacunas que salven la vida a los niños de Afganistán y Pakistán. La asociación ha comprometido una cantidad total de 100 millones de dólares - 50 millones de dólares de cada socio - para la compra y suministro de vacunas vitales que salven la vida a los niños de afganos y paquistaníes y prevengan las enfermedades durante la vida.
"Como todos los niños, los niños de Afganistán y Pakistán se merecen la calidad en la salud y oportunidades que la inmunidad infantil puede proporcionar. Los beneficios personales, de comunidad, nacionales e internacionales que se conseguirán del crecimiento de una generación protegida de las enfermedades prevenibles dispondrá del potencial para resonar en las generaciones venideras", afirmó Sheikh Mohammed bin Zayed.
Los niños de Afganistán y Pakistán son especialmente vulnerables a las enfermedades prevenibles, como la polio y la neumonía. Los retos para conseguir esto incluyen los conflictos dentro de la región, servicios de salud desiguales y niveles de inmunización entre las provincias dentro de cada país, además en el caso de Pakistán, una lenta recuperación de las devastadoras inundaciones del año pasado.
"Las vacunas protegen a los niños frente a muchas enfermedades infantiles que son una amenaza para la vida, proporcionando la mejor forma para dar al niño un saludable comienzo en la vida", indicó Gates. "Esta asociación es un potente ejemplo sobre cómo la colaboración por parte de la comunidad mundial puede ayudar a conseguir un futuro más sano y estable para los niños afganos y paquistaníes, sus familias y comunidades".
Uno de cada cuatro niños de Afganistán no sobrevive para poder celebrar su quinto cumpleaños, haciendo que la mortalidad infantil y de menos de cinco años en el país sea de las más altas del mundo.
De los fondos totales, las dos terceras partes se suministran a la GAVI Alliance para la compra y suministro de la vacuna pentavalente y para la introducción de una nueva vacuna de neumococo en Afganistán. Estas vacunas ayudan a proteger a los niños contra los mayores asesinos de niños de menos de cinco años, incluyendo la neumonía, difteria, tos ferina (tos convulsiva), tétanos, hepatitis B y Haemophilus influenzae type B (HiB), que causa la meningitis.
Los restantes 34 millones de dólares en fondos asignados se llevarán a la Organización Mundial de la Salud y UNICEF con el fin de desplegar vacunas contra la polio en Afganistán y Pakistán. A pesar de que la polio a nivel mundial se ha reducido un 99% durante los últimos 20 años, Afganistán y Pakistán son dos de los solo cuatro países en los que la transmisión de la polio nunca se ha llegado a detener. Hasta la fecha, se ha producido un ciclo de reinfección de esta enfermedad que producido lisiados entre las poblaciones de los dos países.
La asociación conseguirá la inmunización de unos cinco millones de niños en Afganistán contra seis enfermedades mortíferas, ayudando a los trabajadores de la Organización Mundial de la Salud y de UNICEF a llegar aproximadamente a 35 millones de niños en Afganistán y Pakistán con las vacunas orales de la polio.

No hay comentarios: