martes, 23 de julio de 2019

El uso de audífonos en edades tempranas ayuda en la mejora de la calidad de vida de los jóvenes con problemas auditivos



Según datos de la OMS aproximadamente un 5% de la población mundial padece pérdida auditiva discapacitante, o lo que es lo mismo, esta pérdida les supone un perjuicio en su día a día. Este problema puede ser de dos tipos. Por un lado, denominada presbiacusia, que es la que se produce progresivamente debido al deterioro progresivo del oído interno y al envejecimiento celular, sobre todo a partir de los 50 años. Y por otro la hipoacusia, que puede aparecer a cualquier edad y suele deberse más a aspectos médicos (infecciones, traumatismos, medicamentos, etc) y algunas prácticas, como la escucha de música con auriculares a volumen excesivo. En este escenario, por tanto, es preciso prestar especial atención sobre esta última afección, ya que cada vez es más habitual que se manifieste en personas de menor edad.
Una solución ante la pérdida de audición es el empleo de audífonos, ya que con ellos se potencia la capacidad de escucha. Desde la infancia se aprende de los sonidos del entorno y, cuando se trata de adolescentes, necesitan además escuchar correctamente con el fin de potenciar las habilidades sociales que les prepararán para la vida como adultos. De hecho, el impacto de la pérdida auditiva en estas edades puede repercutir negativamente en su vida. Al pasar de la seguridad del hogar a entornos más complejos como los centros escolares o deportivos, donde las actividades requieren de interacción por su parte, pueden sentirse desplazados al experimentar dificultades en la comunicación. En este sentido, la carga emocional que supone la incapacidad de comprender correctamente aquello que ocurre a su alrededor puede desencadenar además otros problemas de conducta, como aislamiento.
Audífonos adaptados a su ritmo de vida
“Tradicionalmente se pensaba que el uso de audífonos era exclusivo de personas mayores, por este motivo, aun nos mostramos reticentes a usar estos dispositivos cuando empezamos a sentir los primeros síntomas de la pérdida auditiva, especialmente cuando ocurre a edades precoces. Sin embargo, y puesto que cada vez es más habitual ver a jóvenes con problemas auditivos, el sector está realizando un importante cambio con el fin de adaptarse a su vida, sus costumbre y sobre todo, su ocio”, explica José Luis Blanco, jefe de audiología de Oticon España.
Así, entre los avances experimentados en los últimos años destaca la conexión a Internet en este tipo de dispositivos, lo que ha supuesto la adaptación al ritmo de vida de los más jóvenes. Entre sus actividades de ocio está la escucha de música tanto en directo en conciertos y festivales, como en streaming, y que precisamente se ha convertido en la principal causa de deterioro auditivo en este grupo de población. Así la conectividad inalámbrica de los audífonos con smartphones y otros dispositivos es la principal mejora en este tipo de soluciones auditivas.
Otra de las principales actividades de los jóvenes es la práctica deportiva, que muchas veces va acompañada de música, por lo que los nuevos audífonos, entre ellos audífonos como Oticon Opn S, también están diseñados pensando en estas ocasiones e incluyen IP68, la máxima protección frente al agua y el polvo, así como materiales cada vez más ligeros y cómodos.  Además, existen otros dispositivos, como el ConnectClip, que acompañan al audífono,de modo que tanto las conversaciones telefónicas como el sonido de la televisión o un video reproducido desde un ordenador, pueden sonar directamente a través del propio audífono.
“Estas mejoras apoyan el aprendizaje y desarrollo social de los jóvenes con audífonos, y les protege del posible deterioro cognitivo. Solo mediante el uso de estos dispositivos serán capaces de interactuar con su entorno, protegiendo el desarrollo de su capacidad personal y evitando problemas de comunicación.”, continúa Blanco.
Estas aplicaciones van más allá de la vida actual de los jóvenes en la que es casi una necesidad mantenerse conectados con su entorno, y es que les prepara para la vida adulta aprendiendo desde edades tempranas a relacionarse, dotándoles de herramientas tanto auditivas como sociales.
  

No hay comentarios: