miércoles, 14 de junio de 2017

EULAR 2017 : Cimzia no traspasa la placenta ni la leche materna

La compañía biofarmacéutica belga UCB presenta HOY los resultados del estudio CRIB, un estudio farmacocinético diseñado para evaluar si Cimzia® (certolizumab pegol) se transfiere a través de la placenta de las mujeres embarazadas a sus bebés. Los datos han evidenciado que no se observaron niveles medibles de Cimzia® –fueron inferiores al nivel mínimo de cuantificación (NMC)– en todas las muestras de sangre evaluadas de madres durante el tercer trimestre de embarazo. Los resultados fueron iguales en 13 de las 14 muestras analizadas en los bebés al nacer y en todas las muestras a las cuatro y ocho semanas después de nacimiento1.
Estos resultados, presentados en el marco del Congreso Europeo Anual de Reumatología (EULAR 2017) que se está celebrando en Madrid, son muy reveladores si tenemos e cuenta que la mayoría de los medicamentos anti-TNF utilizados para el tratamiento de las enfermedades reumáticas inflamatorias traspasan la placenta.
Por su parte los resultados del estudio CRADLE, presentado también en el EULAR 2017, han demostrado que la transferencia de este medicamento a la leche de la madre fue mínima o ninguna. Unos resultados que, al igual que los del CRIB suponen una información de gran relevancia tanto para las mujeres con enfermedades reumáticas inflamatorias como para sus médicos4.
En ambos estudios se incluyeron a mujeres con artritis reumatoide, artritis psoriásica, espondiloartritis axial / espondilitis anquilosante y enfermedad de Crohn, enfermedades inflamatorias crónicas que a menudo afectan a mujeres en edad fértil. El control adecuado de estas enfermedad durante un embarazo es crucial para asegurar la salud de la madre y del bebé, así como para reducir los resultados adversos del embarazo. Estas mujeres que tienen opciones limitadas cuando consideran continuar con el tratamiento durante el embarazo y la lactancia debido a los posibles riesgos asociados que puede haber para la salud del feto y del niño. Y a menudo se enfrentan a la incertidumbre con respecto al uso de medicamentos biológicos durante el embarazo y la lactancia2.
En palabras del doctor Xavier Mariette, jefe de Reumatología del Bicetre Hospital, profesor de la Universidad Paris-Sud, y investigador principal del estudio: “Los inhibidores del factor de necrosis tumoral (anti-TNF) representan uno de los avances más significativos en el tratamiento de las enfermedades inflamatorias crónicas, como la artritis reumatoide, la artritis psoriásica y la espondiloartritis axial / espondilitis anquilosante, pero las investigaciones sugieren que la mayoría atraviesan la placenta, por lo que normalmente se suspende su administración durante el embarazo. El estudio CRIB es el único ensayo clínico que demuestra que un anti-TNF eficaz, Cimzia®, presenta mínima o nula transferencia placentaria de la madre al bebé. Una noticia muy esperanzadora para las mujeres que padecen una enfermedad inflamatoria activa”. 
“Mediante colaboraciones con investigadores expertos, UCB ha dado respuesta a necesidades no cubiertas de las mujeres en edad fértil con enfermedades inflamatorias activas. Por ello hemos llevado a cabo los estudios CRIB y CRADLE, los cuales han demostrado que Cimzia®, el único anti-TNF pegilado sin región Fc, tiene mínima o nula transferencia de la barrera placentaria y a la leche materna”, ha resaltado Emmanuel Caeymaex, director europeo de la Unidad de Inmunología y vicepresidente en UCB, Immunology Patient Value Unit, UCB

No hay comentarios: