miércoles, 5 de octubre de 2016

Una sonrisa sana ayuda a desarrollar la autoestima de los niños

Una buena sonrisa se relaciona directamente con una boca sana. Es un hecho común que la gente se fije en la boca de las otras personas cuando éstas sonríen. En muchas ocasiones, si los dientes se encuentran en mal estado, las personas evitan reír, lo que afecta directamente al estado de ánimo. Y, contrariamente a lo que se puede pensar, los niños también se privan de sonreír.
“Se ha confirmado que los niños que se sienten bien con ellos mismos tienden a sonreír más fácilmente y ser más optimistas”, ha recalcado Daniel Gonzálezdirector de ADE Clínica Dental, a raíz del Día Mundial de la Sonrisa, que este año se celebra el 7 de octubre.
Para poder tener una sonrisa sana, es vital una buena higiene dental y la prevención. Uno de los períodos cruciales para la salud bucodental de los más pequeños es después del verano. Durante el periodo estival la higiene dental de los niños se deteriora. Los cambios de hábitos asociados al verano pueden provocar un mayor riesgo de sufrir caries, erosión dental y acentuación de la sensibilidad dental. Algunos de los factores propios del periodo vacacional, como las altas temperaturas, una menor salivación bucal, el descuido de los hábitos de higiene dental o, incluso, una alimentación menos estricta son algunas de las causas de dicho suceso.
“Una boca libre de caries en la infancia está directamente relacionada con una boca sana en la edad adulta. Si existe una infección en los dientes de leche, los dientes permanentes que se encuentran justo debajo se pueden ver afectados”, confirma Daniel González.
De hecho, las caries son la manifestación más común entre los niños españoles. Según la última Encuesta de Salud Oral en España del Consejo de Dentistas, éstas afectan al 36% de los menores de 5 y 6 años; a un 45% de los de 12 años; y a más de la mitad (54%) de los adolescentes de 15 años. Una investigación publicada en Journal of dentistry for children indica que un 28% de los niños padece erosión dental. El 40% de estos casos lo provoca el consumo de bebidas carbonatadas, mientras que el zumo de naranja lo causa en el 32% de las ocasiones.
Según los expertos, es recomendable llevar a los niños al odontopediatra antes de su primer cumpleaños. “Los consejos y el asesoramiento temprano del dentista ayudan a niños y adolescentes a no sufrir un dolor de muelas, ni a pasar por una anestesia bucal”, afirma Daniel González. Por este motivo, es necesario también realizar una revisión con el odontopediatra de confianza después de las vacaciones para prevenir tratamientos, daños irreversibles a largo plazo y empezar bien el curso escolar.
Día Mundial de la Sonrisa
El Día de la Sonrisa se conmemora el primer viernes del mes de octubre de cada año. La idea salió del artista americano Harvey Ball, el creador del famoso icono del Smiley Face, el 1999. Desde entonces, la fundación del artista recauda fondos cada año para obras de caridad que fomenten la alegría de todas las personas.