viernes, 9 de septiembre de 2016

Los servicios asistenciales impulsan el autocuidado y las farmacias de Galicia, Cataluña y Andalucía son las que más lo perciben según el Farmabarómetro 2016 de STADA

 La farmacia española percibe que su situación económica ha entrado en una fase de estabilidad. Así opina la mayoría de los 1.922 encuestados en elFarmabarómetro 2016, estudio de opinión elaborado por STADA, laboratorio líder en medicamentos genéricos y productos para el autocuidado de la salud, del que ahora se han presentado los resultados completos. De este modo, el 52,45% de las farmacias españolas percibe que su situación económica es igual a la de hace un año, mientras que el 18,02% piensa que es mejor.

El estudio identifica también las regiones en las que las farmacias perciben que la situación de sus cuentas ha mejorado más: Murcia, Canarias y la Comunidad Valenciana. En el caso de Murcia y Canarias, el porcentaje de farmacias que consideran que su situación económica ha mejorado en el último año alcanza el 30%, muy por encima de la media nacional. En cuanto a perfil de farmacia, el informe revela que serían las farmacias de mayor facturación las que más estarían percibiendo actualmente estas mejoras en su situación económica.

Por otro lado, el Farmabarómetro 2016ha estudiado los retos sanitarios que actualmente tiene el sector en opinión de los farmacéuticos. Entre estos, toman una especial relevancia los retos que abogan por el desarrollo asistencial de la farmacia, y en especial los servicios sanitarios, el principal reto según este estudio, seguido del consejo farmacéutico y la participación en los programas de salud pública. No obstante, el 49,11% de los encuestados considera que el nivel actual de implantación de los servicios asistenciales en la farmacia es todavía bajo o muy bajo.

Los servicios más implantados en las farmacias españolas son el servicio de nutrición (63,94%), educación sanitaria (52,60%), monitorización ambulatoria de la presión arterial (51,87%), sistemas personalizados de dispensación (48,91%) y seguimiento farmacoterapéutico (42,77%). En cuanto a su distribución territorial, se observan pocas diferencias entre comunidades autónomas en los servicios mayoritariamente implantados. No ocurre lo mismo en los servicios minoritarios como el de detección precoz del cáncer de colón o detección del VIH, donde se observa su implantación relevante únicamente en las comunidades autónomas en las que estos servicios cuentan con un impulso de la Administración. 

Por lo que refiere a la evolución de la venta libre y el autocuidado, un 52,84% de las farmacias afirma que ha crecido en los últimos 12 meses, un dato que se incrementa en las farmacias de mayor facturación donde el 63,30% coincide con esta opinión. Por comunidades autónomas, son Galicia (70,00%), Cataluña (63,67%) y Andalucía (59,02%) las que más perciben este crecimiento, mientras que Cantabria (38,10%), Aragón (36,00%) y Castilla y León (35,48%) las que menos. 

Además, el estudio revela una relación directa entre el número de servicios asistenciales implantados en las farmacias y la evolución de la venta libre. De este modo, un 59,00% de las farmacias que ofrecen un número de servicios por encima de la media (más de 4 servicios) perciben que la venta libre y el autocuidado ha crecido en el último año, un 11,66% más que la media nacional. Por último, el Farmabarómetro 2016ha estudiado también las categorías que en opinión de los farmacéuticos más han contribuido al crecimiento, identificando en primer lugar a la dietética y fitoterapia, seguida de los probióticos, protección solar, dermocosmética e higiene bucal.

“La venta libre y el autocuidado es una de las principales palancas de crecimiento con las que cuenta actualmente la farmacia. El farmacéutico dispone de un amplio conocimiento sanitario, la proximidad y la confianza de los paciente, y los datos demuestran, además, que los servicios asistenciales son una buena plataforma para el desarrollo del consejo y el autocuidado” afirma Mar Fábregas, directora general de STADA en España. “El impulso de los servicios es fundamental para una farmacia orientada no solo al tratamiento de enfermedades, sino también a la prevención y promoción de la salud.” 

El informe completo del Farmabarómetro 2016 se puede consultar en la web de STADA (www.stada.es).