lunes, 13 de junio de 2016

La jornada EM Forum incide en la importancia del enfoque integral en el tratamiento de la esclerosis múltiple

Analizar cómo el futuro del tratamiento de la esclerosis múltiple pasa por ofrecer una atención integral para garantizar la calidad de vida del paciente y proporcionar la terapia adecuada para el paciente adecuado. Estos han sido varios de los principales temas que se han analizado en Madrid este fin de semana en la V Edición del EM Forum “Un enfoque integral de la esclerosis múltiple”, organizado por la compañía biotecnológica Biogen con el aval de la Sociedad Española de Neurología (SEN), en la que se han dado cita expertos de gran prestigio nacional e internacional.

“El tratamiento farmacológico avanza de forma notable y en la actualidad contamos con hasta 12 terapias que han revolucionado el pronóstico de la enfermedad. Una de las claves del éxito radica en el diagnóstico precoz, esencial para determinar el enfoque terapéutico del paciente”, ha explicado el Dr. Xavier Montalbán, director del Centre d´Esclerosi Múltiple de Catalunya (CEMCAT), jefe de Servicio de Neurología-Neuroinmunología del Hospital Universitario Vall d´Hebron de Barcelona y co-coordinador de esta jornada, junto con el Dr. Óscar Fernández, investigador responsable del Instituto de Investigación Biomédica de Málaga (IBIMA) y presidente de la Sociedad Española de Neurología (SEN).

Avances en EM
A lo largo de estos dos días se han analizado aspectos relevantes y novedosos de la investigación clínica en la esclerosis múltiple, en el que destacan los últimos resultados clínicos de dimetilfumarato (Tecfidera®). Los expertos debatieron sobre la eficacia sólida y sostenida demostrada por esta terapia en pacientes adultos con esclerosis múltiple recién diagnosticados y sujetos a cambios en el tratamiento temprano, donde se ha evidenciado que su administración durante las fases iniciales de la enfermedad es clave para mejorar los resultados clínicos a largo plazo.

Asimismo, se abordaron las implicaciones del nuevo plan de manejo de natalizumab  (Tysabri®), donde “recientes estudios de calidad de vida han demostrado que el tratamiento con natalizumab se asocia a una mejoría significativa en la calidad de vida y en la escala de impacto de la esclerosis múltiple en la que la capacidad de realizar tareas físicamente exigentes fue el ítem en el que se produjo el mayor avance”, tal y como señaló el Dr. Montalbán.

Además, se hizo hincapié en cómo  aplicar a otras enfermedades neurológicas estos avances en EM como, por ejemplo, el estudio de los procesos que llevan a la degeneración axonal y, consecuentemente, a la progresión de la discapacidad de los pacientes. También se estudiaron los procesos que promueven la neuro-reparación con el objetivo último de hallar nuevas dianas terapéuticas, que mejoren la evolución y calidad de vida de estos pacientes.

En este sentido, Maha Radhakrishnan, vicepresidenta Médica de Biogen para Europa y Canadá, ha subrayado la necesidad de apostar por la ciencia más vanguardista al servicio de las personas. “Nuestro objetivo es el de desarrollar terapias que realmente supongan un gran avance para los pacientes y proporcionarles opciones que marquen la diferencia en sus vidas y de las personas que los rodean”, concluye. 

El papel de las natural killers
El rol de las natural killers fue uno de los grandes temas de debate, ya que su aplicación y beneficio es una de las áreas de más interés para los clínicos. “Estas células forman parte del sistema de inmunidad innato, siendo la primera línea de defensa ante una agresión externa y responsables de regular la posterior activación del sistema inmune adquirido, los linfocitos T y B.”, explicó el Dr. Xavier Montalbán. “Es una vía de investigación por la que debemos continuar”, concluye.

Terapias dirigidas
El avance en materia terapéutica en el campo de la esclerosis múltiple ha sido importante en los últimos años y esto ha favorecido un mejor control de la enfermedad. En los casos en los que el deterioro de la marcha es más acusado – un trastorno que evidencia más del 60% de los pacientes – el grado de autonomía e integración social del afectado se ven gravemente afectados4.

Aquí ha demostrado buenos resultados fampridina-LP (   Fampyra®) en la mejora de la marcha a largo plazo de los pacientes con esclerosis múltiple, aportando mayor autonomía y una mejora sustancial de su calidad de vida. Además de este avance, el Dr. Fernández ha señalado que “la ganancia de independencia y autonomía repercute también en el estado emocional del paciente y de sus familiares”.

En el encuentro también se ha repasado el primer año de peginterferón beta-1a (    Plegridy®) tras su aprobación en España, en septiembre de 2015. El estudio pivotal ADVANCE demostró una mejoría del 54 % en el riesgo de progresión de la discapacidad sostenida confirmada a las 24 semanas (análisis post-hoc).