viernes, 19 de febrero de 2016

Un nuevo catéter empleado en ablaciones complejas aporta mayor eficacia y seguridad para el paciente con arritmias‏

El nuevo catéter con fuerza de contacto e irrigación optimizada permite controlar con exactitud la presión que se realiza sobre las paredes del corazón, teniendo así mayor control para evitar perforaciones y mejorar la eficacia
Está especialmente indicado para ablaciones complejas, que suelen ser requeridas en pacientes con fibrilación auricular o taquicardia ventricular, aunque también se puede utilizar para cualquier tipo de ablación

Actualmente, unos 13.000 pacientes en España son sometidos a una ablación, de entre los cuales los afectados por fibrilación auricular representan el 19% del total, como refleja el Registro Nacional de Ablación Español

La ablación es un procedimiento terapéutico para pacientes con taquicardias en los que ha fallado el tratamiento antiarrítmico. Mediante este se destruye aquellas zonas del corazón responsables de las arritmias siendo, en muchos casos, la solución definitiva
 Una compañía líder en el tratamiento de arritmias ha lanzado un nuevo catéter con fuerza de contacto e irrigación optimizada. Está especialmente indicado para ablaciones complejas y permite conocer con exactitud la presión a realizar sobre las paredes del corazón, consiguiendo una mayor eficacia y seguridad para el paciente con arritmias. Este trastorno de la frecuencia cardíaca o del ritmo cardíaco se manifiesta porque el corazón puede latir demasiado rápido (taquicardia), demasiado lento (bradicardia) o de manera irregular. Actualmente, unos 13.000 pacientes al año en España son sometidos a una ablación para solucionar este problema, de entre los cuales los afectados por fibrilación auricular representan el 19% del total, como refleja el Registro de Ablación Español.