jueves, 10 de diciembre de 2015

El VRS causa hasta el 70% de las hospitalizaciones por infección respiratoria en lactantes durante el invierno‏

Haga clic en Opciones

Con los objetivos de hacer visible un problema de salud pública de elevada incidencia como la bronquiolitis en poblaciones de riesgo y de dar a conocer una estrategia de abordaje para el virus respiratorio sincitial (VRS), más de 75 especialistas se han reunido en la jornada El Virus Respiratorio Sincitial y el niño vulnerable. ¿Podemos hacer algo más?, organizada por la Dirección General de Salud Pública y Consumo de la Consejería de Sanidad de Castilla-La Mancha. Presidida por el doctor Manuel Tordera Ramos, Director General de Salud Pública y Consumo de la Consejería de Sanidad de Castilla-La Mancha, la sesión ha contado con la participación de una decena de profesionales médicos en las especialidades de neonatología, pediatría, epidemiología y neumología, que han analizado el impacto de esta enfermedad epidémica para establecer unas estrategias de prevención que finalmente reduzcan su impacto global.
 Las infecciones respiratorias constituyen la primera causa de morbilidad en los lactantes, siendo el VRS la primera causa de infección respiratoria aguda grave en forma de bronquiolitis y el principal motivo de ingreso en la edad pediátrica. A pesar de la gran carga de morbilidad que supone esta enfermedad, existe una falta de conocimiento y concienciación a nivel social, económico y emocional. El doctor Andrés Martínez, Jefe de Servicio de Pediatría del Hospital General y Universitario de Albacete, ha subrayado la importancia de conocer la carga real de la enfermedad, los avances en su diagnóstico y vigilancia microbiológica, y su impacto sobre las familias. Con el objetivo de establecer un marco de comprensión de la magnitud del problema de la infección por VRS ha presentado la carga que la enfermedad generó en su hospital durante las tres pasadas estaciones epidémicas: “en nuestro hospital durante estas campañas requirieron ingreso hospitalario 93, 96 y 99 niños menores de 2 años respectivamente con una estancia media de 5,35 días”.