sábado, 19 de septiembre de 2015

La inmunología aplicada al tratamiento del cáncer está consiguiendo resultados prometedores en distintos tumores, abriendo nuevas líneas de investigación para el tratamiento de esta enfermedad

La actual inmunoterapia  aplicada al tratamiento del  cáncer, está logrando resultados esperanzadores en diferentes tipos de tumores como el melanoma avanzado o el cáncer de pulmón.

Para revisar los últimos avances en el tratamiento del cáncer, la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM), en colaboración con MSD en España, organiza el VII Seminario de Periodistas Curar y Cuidar en Oncología titulado “Nuevos modelos de aproximación al cáncer ante la llegada de los tratamientos inmunoterápicos”, que  reúne a periodistas, oncólogos médicos y pacientes.

La Dra. Pilar Garrido, presidente de la Sociedad Española de Oncología Médica destaca el compromiso de SEOM con la divulgación del conocimiento científico. “La inmuno-oncología es un novedoso abordaje terapéutico que está dando resultados muy interesantes en algunos  tumores. Los oncólogos médicos estamos encantados de tener  más opciones para nuestros pacientes. Es importante señalar que es un área de investigación muy relevante y que  quedan aún muchas cuestiones por resolver. Por ello, est Seminario de periodistas es una buena oportunidad para  que podamos trasladar a los  medios de comunicación la actualidad científica y propiciar  el debate, de forma que la  información que se  traslade a la población sea veraz y rigurosa”.

“A través de la inmunología aplicada al cáncer queremos marcar la diferencia en el abordaje de esta enfermedad”, añade Felix del Valle, director ejecutivo de la Unidad de Oncología de MSD. “Estamos comprometidos no solo con la salud de las personas, sino también con la educación en salud como elemento clave para mejorar la calidad de vida de los pacientes. Somos conscientes de que los ciudadanos cada vez demandan más información sobre salud y que una de sus principales fuentes son los medios de comunicación. Por ello, pretendemos proporcionar información fiable, veraz y de calidad a través de iniciativas como este seminario”.

Según explica Amparo Valladares, directora asociada en Outcomes Research & Pricing de MSD en España, “la lucha contra el cáncer supone uno de los desafíos sanitarios más importantes de hoy en día y es para nosotros un orgullo saber que desde la compañía trabajamos para dar respuesta a ello. Con el objetivo de ayudar al máximo número posible de personas con esta enfermedad, estamos desarrollando una importante inversión y apuesta decidida por la investigación a nivel mundial, en la que España juega un papel importante por ser uno de los países, junto con Estados Unidos y Francia, con mayor participación en el desarrollo clínico”.

Begoña Barragán, presidenta del Grupo Español de Pacientes con Cáncer (GEPAC) asegura que “el camino de la inmunoterapia es prometedor para los pacientes que padecemos cáncer. Actualmente estamos llegando a unos niveles de investigación impensables hace unos años que nos aportan un futuro esperanzador. Sin embargo, tenemos que tomarlo con cautela, pues no todos los pacientes tienen acceso a estos tratamientos. Por ello, se debe trabajar para garantizar el acceso a este tipo de innovaciones centrándonos principalmente en el beneficio que suponen estas terapias para los pacientes y así, evitar las inequidades”.


Presente y futuro de la inmunoterapia aplicada al cáncer

Hasta ahora no se había logrado que el sistema inmunológico, cuyo fallo influye en el desarrollo de un cáncer, actuara de forma activa contra el tumor, de tal modo que el abordaje tradicional de esta enfermedad tratara de destruir o eliminar células tumorales mediante fármacos o radiación.

Así, según afirma el Dr. Javier de Castro, jefe de sección del Servicio de Oncología Médica del Hospital Universitario La Paz, “mediante los nuevos fármacos inmuno-oncológicos estamos logrando que ahora sea el propio organismo el que actúe contra la enfermedad tumoral, una estrategia radicalmente distinta a la quimioterapia convencional”.

En este sentido, el Dr. Alfonso Berrocal, jefe de sección del Servicio de Oncología del Hospital General Universitario de Valencia, señala que “la inmunología aplicada en cáncer constituye en sí misma una nueva modalidad terapéutica capaz de proporcionar un beneficio clínico importante en patologías tradicionalmente de peor pronóstico”.

El Dr. Javier de Castro advierte que “a pesar de que los primeros resultados están siendo muy prometedores, tenemos que ser cautos, porque no sabemos todavía si la inmunoterapia puede ser eficaz en todos los tipos tumorales y en qué momentos de la enfermedad tumoral debería ser utilizada. Este es el gran desafío que tenemos por delante para los próximos años”.

Asimismo, según explica el Dr. Berrocal, parte de este futuro pasa por la formación de los profesionales. “Es imprescindible la formación ya que los tratamientos inmuno-oncológicos están en continuo cambio y desarrollo. Además es necesaria la formación de otros especialistas involucrados en el manejo de los pacientes con cáncer”.


¿Quién se puede beneficiar de la inmunoterapia?

El perfil del paciente que más se beneficiará de la inmunoterapia es uno de los campos en los que más se está investigando en la actualidad. Así, para el Dr. de Castro “la identificación de poblaciones de pacientes donde la inmunoterapia sea más eficaz es el gran reto actual. Se necesitaría identificar potenciales biomarcadores que predigan la respuesta a estos agentes tanto en enfermedad avanzada como potencialmente en etapas localizadas”.

El Dr. Berrocal apunta que el beneficio de la inmunoterapia dependerá de diferentes características: del paciente (el mecanismo de acción de este tratamiento tiene una latencia y el paciente debe tener una situación basal aceptable), del tumor (cuanto más distinto sea éste de las células normales del organismo mejor es la respuesta inmunológica, de forma que a mayor número de mutaciones mayor probabilidad de respuesta), y de la reacción del organismo frente al tumor (cuando la respuesta inflamatoria al tumor inicial es significativa las posibilidades de responder a la inmunoterapia son mayores).

Hasta el momento se han identificado algunos biomarcadores que pueden indicar qué pacientes se benefician más de la inmunoterapia pero deben ser confirmados y estandarizados.

Acceso a las nuevas terapias oncológicas

“Los tratamientos inmuno-oncológicos están resultando ser terapias novedosas capaces de obtener unos resultados muy superiores a los que teníamos disponibles previamente en algunos pacientes, por ello es importante que los pacientes puedan disponer de ellos cuanto antes”, indica el Dr. Berrocal.

El Dr. de Castro concuerda con esta afirmación y añade que “cuando llegan fármacos claramente más eficaces, como puede ser la nueva inmunoterapia del cáncer y que pueden beneficiar la evolución de una mayoría de pacientes, todos los agentes implicados en su introducción al arsenal terapéutico deben ser conscientes de que estamos ante un cambio de paradigma: alta eficacia y beneficios claros.

En este sentido, el Dr. Berrocal afirma que “de momento, desde los primeros resultados en ensayo clínico hasta la autorización por las agencias reguladoras estos fármacos se han suministrado por los laboratorios de forma gratuita en programas de acceso expandido”.

Tratamiento del cáncer de pulmón y melanoma mediante la inmunología

El melanoma avanzado es el tipo de cáncer donde las nuevas terapias inmunológicas han logrado primero modificar la historia natural de la enfermedad. El Dr. Berrocal explica que “después de más de 30 años sin avances en la supervivencia de estos pacientes la inmunoterapia aplicada al cáncer, no solo la ha mejorado, sino que ha permitido hablar de supervivencia a largo plazo. Gracias a estas nuevas terapias en melanoma avanzado, se ha logrado un incremento sustancial en la supervivencia a largo plazo de este tipo de pacientes.

Por su parte, el cáncer de pulmón es el tipo de cáncer que mayor mortalidad produce. Esto es debido a que no hay un método de diagnóstico precoz en muchos casos. “Si a esto se suma que los tratamientos actualmente disponibles para esta situación avanzada ofrecen una eficacia limitada, está claro que necesitábamos nuevas opciones terapéuticas”, apunta el Dr. de Castro.

“Por todo ello –continúa-, la llegada de la inmunoterapia puede suponer la gran alternativa. los primeros resultados obtenidos en los ensayos clínicos realizados en el tratamiento de segunda línea han demostrado un beneficio superior a la quimioterapia habitualmente empleada y todo ello, en las distintas variantes de cáncer de pulmón y en pacientes ya tratados previamente con otras opciones de tratamiento que habían fracasado. Ahora quedan cuestiones por determinar cómo son, en qué momento de la enfermedad es mejor aplicar la inmunoterapia o si será eficaz en todos los pacientes”.

A