martes, 21 de agosto de 2012

Las nueces mejoran la calidad del esperma

Descargar Batido tropical con nueces y mango.jpg (73,6 KB)


Unos 70 millones de parejas en todo el mundo sufren problemas de fertilidad y en un 30-50% de los casos se debe a factores masculinos. Hasta ahora la importancia que se le daba a la dieta que siguen los varones que están tratando de tener hijos era menor, pero un estudio llevado a cabo en la Universidad de Enfermería de la Universidad de California (UCLA) determina que las nueces podrían mejorar la calidad del esperma.

La investigación, publicada en el último número de la revista Biology of Reproduction, señala que añadiendo 75 g de nueces diarios (unos dos puñados) en la dieta de estilo occidental que sigue un grupo de hombres sanos de entre 21 y 35 años se mejora la vitalidad, motilidad y morfología de su esperma.

Este es el primer estudio en el que se analizan los efectos de una fuente de origen vegetal de Omega-3 sobre el esperma y los resultados sugieren que las nueces podrían proporcionar nutrientes clave para la salud reproductiva masculina. Según la autora del estudio, la doctora Wendie Robbins, catedrática de la UCLA, “el resultado positivo de las nueces en el esperma podría ser fruto de su perfil nutricional único”. Y es que son el único fruto seco con una cantidad significativa de ácido alfalinolénico (ALA), ácidos grasos de origen vegetal Omega 3. Además, las nueces contienen altos niveles de antioxidantes y micronutrientes, lo cual actúan de forma sinérgica según la Doctora Robbins.

La co-autora del estudio y profesora asociada de Enfermería y Medicina de la UCLA, la Doctora Catherine Carpenter, considera que “estos resultados no nos sorprenden teniendo en cuenta el perfil nutricional de las nueces, pero son increíbles considerando el impacto que pueden tener en hombres de todas las edades, incluso en hombres mayores o con problemas de fertilidad”. El estudio mantiene que las altas cantidades de ALA de las nueces se relacionan con una menor incidencia de la aneuploidía (número anormal de cromosomas) que puede dar lugar a anomalías genéticas como el Síndrome de Down.

La Doctora Robbins considera que los resultados sugieren que la dieta del padre no sólo afecta a la fertilidad, sino también a la salud del niño y de las futuras generaciones: “Las dietas ya no son solo cosa de las madres. El estado nutricional de los padres puede heredarse en las futuras generaciones y tener efectos en su salud”.

Este estudio de carácter aleatorio se ha realizado sobre 117 hombres de entre 21 y 35 años que habitualmente siguen una dieta de estilo occidental y que han sido divididos en dos grupos durante 12 semanas. Al primer grupo se le ha añadido 75 g de nueces peladas en su dieta diaria, mientras que el otro grupo ha mantenido su rutina alimenticia, pero evitando los frutos secos. Aparte de las mejoras en la calidad del esperma, el grupo al que se le ha añadido nueces en la dieta ha experimentado mejoras en su perfil lipídico, lo que refuerza los estudios previos que señalan los efectos beneficiosos que tienen las nueces sobre los factores de riesgo cardiovascular y en la función endotelial.

La esterilidad en España

Según la Sociedad Española de Fertilidad, un 15% de las parejas en edad reproductiva sufren problemas de fertilidad en nuestro país. En un 30% de los casos se debe a factores masculinos y en un 25% a factores mixtos.

Además, la Asociación Española de Urología (AEU) apunta que la calidad del semen de los españoles ha empeorado de forma progresiva en los últimos 30 años hasta situarse en mínimos históricos. Este deterioro se debe, según la AEU a la adquisición de un peor estilo de vida, que se manifiesta, entre otros factores, en la alimentación.

No hay comentarios: