domingo, 31 de octubre de 2010

En Sudáfrica circuncidan a los presos para frenar el VIH


La provincia sudafricana más afectada por el sida ha lanzado un nuevo plan para intentar contener las nuevas infecciones. Las autoridades pretenden circuncidar a 2,5 millones de presos hasta 2014 con el objetivo de ralentizar la propagación del VIH.
"Vamos a empezar pronto a circuncidar a prisioneros en el marco de nuestra campaña de lucha contra las infecciones", ha declarado el jefe de las autoridades sanitarias de KwaZulu-Natal, Sibongiseni Dholomo, según recoge la agencia Sapa.
Según sus palabras, 148 detenidos ya han sido circuncidados de forma voluntaria en uno de los centros penitenciarios de esta región del sudeste del país.
El año pasado, las autoridades de KwaZulu-Natal reintrodujeron la práctica de la circuncisión en esta provincia, donde el sida afecta al 16% de la población. Desde entonces, más de 10.000 hombres se han sometido a esta intervención.
La etnia zulú, la principal en Sudáfrica, practicaba la circuncisión hasta el comienzo del siglo XIX. El legendario rey Shaka suspendió entonces la medida porque privaba durante meses a su ejército de hombres jóvenes necesarios para combatir.
Según numerosas investigaciones científicas la circuncisión de varones no infectados por el VIH reduce a la mitad sus posibilidades de contraer el virus del sida. Desde 2007, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda incluir la circuncisión entre las estrategias de prevención del sida con el fin de limitar la transmisión del VIH de mujeres a hombres. La estrategia es especialmente relevante en Sudáfrica es el país más afectado del mundo por el sida, con más de 5,7 millones de infectados entre sus 48 millones de habitantes.

No hay comentarios: