miércoles, 10 de marzo de 2010

Soy un hombre joven y sufro incontinencia de orina ¿tengo alguna enfermedad de próstata?


La incontinencia de orina también afecta a los hombres, especialmente a los mayores de 65 años. Y es que, en el caso de los varones, se trata de una patología claramente asociada a la vejez: sólo un 5% de los hombres de entre 50 y 65 años sufre pérdidas de orina, mientras que este porcentaje se eleva hasta el 50% a partir de los 65 años, según resultados del Estudio EPICC.

Pero ¿qué pasa cuando las pérdidas aparecen a edades más tempranas? ¿Es normal? ¿Puede ser síntoma de alguna enfermedad? La incontinencia de orina es una patología en sí misma pero, combinada con otros factores, puede ser síntoma de otras enfermedades (enuresis, traumatismos, enfermedades prostáticas e incluso neurológicas) especialmente si se trata de un paciente joven.

De ahí que los expertos del Instituto Indas insistan en la importancia de consultar al médico. Sin embargo, los estudios apuntan que casi la mitad de los hombres no comentan con su médico los problemas de incontinencia, un 72% porque lo considera “algo normal que ocurre con la edad”, y un 22% porque cree que “se solucionará solo”.


--Consultar al médico para diagnosticar o descartar enfermedades prostáticas

Una consulta sobre una anomalía urinaria pondrá en alerta al especialista, que realizará las pruebas pertinentes al paciente para diagnosticar o descartar una posible enfermedad prostática, como:

· Hiperplasia benigna de próstata (HBP). Un crecimiento benigno de esta glándula influido por la edad y los andrógenos, que produce problemas en el tracto urinario. Aparece a partir de los 50 años e incrementa su prevalencia con la edad, afectando al 90% de los hombres a los 80 años. La incontinencia en la HBP puede producirse por una necesidad imperiosa de orinar (urgencia); por rebosamiento (obstrucción); o por daños en el esfínter uretral.

· Prostatitis. Una infección, generalmente transitoria, en las vías urinarias, que suele requerir largos tratamientos antibióticos y que se presenta en un 5-10% de los hombres jóvenes (menores de 65 años).

· Cáncer de próstata. Este tipo de cáncer es el tercero más frecuente en los hombres –por detrás del de pulmón y del aparato digestivo- y constituye la segunda causa de muerte por cáncer en los mayores de 50 años. De ahí que los expertos insistan en la importancia de la detección precoz para aumentar las posibilidades de curación. Actualmente, la mayoría de los casos se diagnostican sin presentar apenas síntomas, gracias al indicador de PSA y a la biopsia prostática.



-Recuperar el tono muscular del suelo pélvico
Si tras el tratamiento o el descarte de estas enfermedades, el paciente continúa sufriendo pérdidas de orina, el Instituto Indas recomienda fortalecer los músculos del suelo pélvico con una sencilla serie de ejercicios:

-Apretar y contraer la parte alrededor del ano y la uretra simultáneamente, ‘levantándolas’ hacia dentro. Mantener esta contracción firmemente durante cinco segundos y posteriormente ‘soltar’ los músculos.

-Repetir el ejercicio y relajar. Es importante descansar unos 10 segundos entre cada ejercicio. Si resulta fácil mantener la contracción, intentar mantenerla durante más tiempo –hasta unos 10 segundos–.

-Repetir este ciclo tantas veces como le sea posible, hasta un máximo de 8 o 10 contracciones.
A continuación, hacer entre 5 y 10 contracciones cortas y rápidas, pero firmes.


-Repetir esta serie de ejercicios

No hay comentarios: