lunes, 22 de septiembre de 2014

La UNIA y el Colegio de Médicos de Málaga entregan 100 nuevos títulos de posgrado



El vicerrector del Campus Tecnológico de la Universidad Internacional de Andalucía (UNIA), Andrés Marchante Mera, y el presidente del Colegio de Médicos de Málaga, Juan José Sánchez Luque, entregaron el lunes 22 de septiembre 100 nuevos títulos de experto universitario en diferentes especialidades. En el citado acto académico, intervino el endocrinólogo, Federico Casimiro Soriguer-Escofet, que pronunció la conferencia titulada: “La Biología no es un destino”.

Hasta la fecha, 331 profesionales del sector sanitario de Málaga y Andalucía han cursado algún título ofertado por ambas entidades desde 2011, en el que se firmó un acuerdo, para apostar por la formación especializada en el sector, en el que se han incluido los cursos de experto universitario en Urgencias y Emergencias, Atención al Trauma Grave y Liderazgo Profesional en Gestión Sanitaria.

Para este edición, el presidente del Colegio de Médicos de Málaga y el rector de la UNIA, firmaron recientemente un nuevo convenio de colaboración para el desarrollo y realización de actividades académicas de posgrado, gracias al cual se ofertan en el curso académico actual seis títulos de posgrado: los cursos de experto universitario en Medicina de Urgencias y Emergencias; en Atención al Trauma Grave; en Valoración Médica de Incapacidades; y los másteres en Urología Pediátrica; en Geriatría y Asistencia Integral al Anciano; y en Medicina Tropical y Crisis Humanitaria.

El vicerrector de la UNIA agradeció al presidente del Colegio de Médicos de Málaga, "la buena acogida y la colaboración que siempre" ha encontrado en la institución, y mostró su satisfacción por la renovación del convenio, "que además incluye una ambiciosa ampliación en la oferta formativa para el presente curso académico, algunos de ellos de actualidad como es el caso del experto en Medicina Tropical y Crisis Humanitaria”, matizó.
El presidente del Colegio de Médicos de Málaga destacó "la importancia de estos cursos de formación" para los médicos, ya que contribuyen a la mejora del ejercicio profesional, al tiempo que resaltó que los profesionales deben estar preparados para atender la demanda de la sociedad. Sánchez Luque añadió que la renovación del convenio con la UNIA, que tuvo lugar el pasado mes de junio, “supone continuar un camino iniciado y que está dotando de una formación de calidad a los médicos colegiados no sólo de Málaga sino de toda Andalucía".
Por su parte, el vicerrector del Campus Tecnológico de la UNIA, Andrés Marchante Mera, resaltó  que "la sociedad actual exige una actuación técnica y ética de los profesionales de la salud, además de todo aquello que afecta a la calidad y fiabilidad de la formación que recibieron en su día, y que deben seguir recibiendo, para ser competentes y mantenerse como tales". En este sentido, añadió  que "estos son los objetivos que nos unen a la Universidad y al Colegio de Médicos hoy: proporcionar a los médicos malagueños y andaluces un programa, cuyo seguimiento les permita obtener la más alta cualificación en cada uno de los ámbitos mencionados".
Durante el acto académico, el endocrinólogo, Federico Casimiro Soriguer-Escofet, que pronunció la conferencia titulada: “La Biología no es un destino”, en la que hizo un repaso de la biología a través de personajes históricos, muchos de ellos relacionados con el mundo de la ciencia.
Soriguer-Escofet, endocrinólogo, es un especialista de reconocido prestigio. Autor de diversas publicaciones, ha dirigido un total de 25 tesis doctorales. Es Premio al Mejor Servicio de Endocrinología, Premio Andalucía Investigación en Salud, Premio Málaga de Investigación y Premio Málaga Sana, entre otros. Su carrera profesional se ha desarrollado principalmente en el Hospital Regional Carlos Haya, donde ha sido jefe de Servicio de Endocrinología y Nutrición hasta agosto de 2013.

PIE DE FOTO (de izquierda a derecha):  Andrés Marchante Mera, Juan José Sánchez Luque y Federico Casimiro Soriguer-Escofet.



La secretaria de Estado de Servicios Sociales e Igualdad y el Dr. Valentín Fuster inauguran la producción de la polipíldora cardiovascular

La secretaria de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Susana Camarero Benítez, ha inaugurado hoy la producción de la polipíldora cardiovascular en España junto al director general del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC), Dr. Valentín Fuster, durante su visita a la Planta de Química Fina y al Centro de Operaciones Farmacéuticas de Ferrer en Sant Cugat del Vallès (Barcelona).
Se trata del primer tratamiento que contiene, en una única cápsula, tres medicamentos (Atorvastatina, Ácido Acetilsalicílico y Ramipril) para la prevención de eventos cardiovasculares en pacientes que ya han sufrido un primer infarto de miocardio. Este tratamiento innovador, comercializado bajo el nombre de Trinomia®, es fruto de una colaboración público-privada paradigmática entre el CNIC y Ferrer.
Durante el recorrido por las instalaciones, la secretaria de Estado ha estado acompañada por la alcaldesa de Sant Cugat del Vallès, Mercè Conesa i Pagès; el presidente de Ferrer, Sergi Ferrer-Salat; el consejero delegado (CEO) de Ferrer, Jordi Ramentol; y el director general del CNIC, Dr. Valentín Fuster, así como por otras autoridades del ámbito sanitario.
Según ha explicado el presidente de Ferrer, Sergi Ferrer-Salat, la apuesta por la polipíldora cardiovascular “pone en práctica, en la forma más clara y más innovadora, la misión de Ferrer de impulsar el bienestar de la sociedad. La polipíldora es una nueva intervención en salud pública que cumple muchos objetivos a la vez, no sólo el de facilitar el tratamiento a los pacientes con enfermedades cardiovasculares, sino también el de ofrecer a todo el mundo un valor real para los sistemas de salud pública, dando respuesta a una necesidad básica no cubierta. El desarrollo de la polipíldora es un motivo de orgullo para Ferrer, para el CNIC, para Cataluña y para España".

Necesidad de incrementar la adherencia
Durante su intervención, el Dr. Fuster ha explicado que después de un infarto de corazón, “el paciente debe seguir un tratamiento de por vida, para prevenir un nuevo infarto en el futuro”.
A pesar de que está demostrado científicamente que la administración de los fármacos que recomiendan las guías terapéuticas puede reducir el riesgo cardiovascular de los pacientes hasta en un 50%, “el uso de los mismos es todavía muy bajo a nivel mundial”, afirmó el Dr. Fuster.

Detrás de estos datos se encuentra, entre otros motivos, la escasa adherencia terapéutica por parte del paciente, que tiene que tomar al día varios medicamentos.
“La falta de adherencia al tratamiento es el origen de numerosas hospitalizaciones y de que el riesgo de fallecimiento de estos pacientes se incremente entre un 50 y un 80%”, apuntó el Dr. Fuster.
En este sentido, subrayó que la polipíldora cardiovascular “incrementará la adherencia al tratamiento en 10 puntos, con un aumento relativo del 24% en los pacientes que han sufrido un infarto, y evitar un segundo evento”. Así lo constata el Estudio FOCUS, presentado en el último Congreso de la Sociedad Europea de Cardiología y publicado en la prestigiosa revista Journal of the American Collegue of Cardiology.

Origen de la polipíldora
La idea de una estrategia basada en la polipíldora fue propuesta por varios expertos a comienzos del presente siglo. El Dr. Valentín Fuster, director del CNIC, tomó la decisión de desarrollar una estrategia de prevención cardiovascular secundaria durante una visita a Rusia. Como él mismo recuerda, en aquel viaje preguntó a sus colegas rusos sobre el consumo de la medicación necesaria tras un infarto en este país. Su respuesta: su uso no era rutinario en la práctica clínica.
Pronto se vio que juntar tres medicamentos en uno podría influir en la mejora del cumplimiento terapéutico por parte del paciente: por lógica, el consumo diario y de por vida de un comprimido era más fácil para los pacientes que el de tres. Se ponía así de manifiesto que la polipíldora mejoraba la adherencia terapéutica, reduciendo consecuentemente la ocurrencia de otros eventos y los costes asociados.
Así, años después, y ya como presidente de la Federación Mundial del Corazón, el Dr. Fuster consideró que la polipíldora era la mejor forma para promover la prevención secundaria cardiovascular. Para su desarrollo y posterior comercialización, el Dr. Fuster requería de un laboratorio que le apoyara. Finalmente, fue la compañía farmacéutica Ferrer la que apoyó al CNIC en este proyecto, iniciando así un ejemplo de colaboración público-privada paradigmático en nuestro país, que ha fructificado en la aprobación de este novedoso medicamento.

Más de la mitad de los pacientes con insuficiencia renal crónica tiene hipertensión arterial

La prevalencia de hipertensión arterial (HTA) en los pacientes con enfermedad renal crónica se sitúa por encima del 50% y crece a medida que se reduce el filtrado glomerular; es decir, a peor función renal, más HTA. Estos datos obligan a que la función renal en los pacientes con HTA deba ser evaluada de forma específica. Así lo ha señalado el doctor José Antonio García Donaire, especialista de la Sociedad Española de Hipertensión-Liga Española para la Lucha contra la Hipertensión Arterial (SEH-LELHA) y nefrólogo de la Unidad de HTA del Hospital Clínico San Carlos de Madrid, con motivo de la celebración de la Escuela de Verano 2014 de la SEH-LELHA que ha tenido lugar en la capital y en la que se han dado cita médicos residentes y especialistas interesados en el campo de la HTA y el riesgo vascular.

“El riñón es un órgano vital que puede considerarse causa y efecto de la HTA. Por un lado, alteraciones en la estructura renal pueden inducir cambios que determinen la elevación de la presión arterial y, por otro lado, la HTA tiene al riñón como una diana para producir daño desde el nivel endotelial hasta las grandes arterias”, explica el doctor García Donaire. De ahí que se haga preciso un control exhaustivo que permita detectar la pérdida de función renal y prevenirla. “Para ello -añade- es imprescindible el conocimiento por parte del personal sanitario que atienda pacientes hipertensos, para que incluyan la monitorización de la función renal en el protocolo de estudio diagnóstico y terapéutico”.

Los estudios epidemiológicos han demostrado una prevalencia de enfermedad renal crónica en la población española de un 10%, siendo en un número considerable de casos una patología desconocida por el propio paciente. Cuando se trata de personas hospitalizadas, la cifra se puede elevar hasta el 28%. “Tanto en población general como en hospitalizados el porcentaje se está elevando de forma progresiva en los últimos años. La causa más probable es el envejecimiento de la población así como el aumento de la prevalencia de factores de riesgo vascular, que deben considerarse también de riesgo renal, como la HTA, la diabetes, obesidad, etc.”, apunta el doctor García Donaire, que incide también en que es importante comunicar que el riñón puede verse perjudicado por los factores de riesgo ampliamente conocidos por la población general, si bien la medición de la función renal en ocasiones no es la adecuada.

Siempre, detección precoz
La mejor fórmula para poder tratar de forma adecuada y con mayor éxito tanto la HTA como la insuficiencia renal es la detección precoz. La HTA, en presencia de otros factores de riesgo vasculares o renales y de situaciones clínicas de nefrotoxicidad, puede producir un daño renal precoz y progresivo. “No obstante, el daño puede ser reversible en función de la secuencia temporal. Así, un paciente hipertenso que tenga deteriorada la función renal, y este problema haya sido detectado por la eliminación urinaria de albúmina puede normalizar esta situación con el tratamiento adecuado” asegura el especialista de la SEH-LELHA. 

El manejo del paciente hipertenso con insuficiencia renal constituye una prioridad para la SEH-LELHA, motivo por el cual es objeto de debate y actualización en reuniones y sesiones de formación, como la Escuela de Verano, que tiene como objetivo fundamental proporcionar a los asistentes una visión práctica y útil del abordaje de la HTA y el riesgo vascular. “Desde la SEH-LELHA -concluye el doctor García Donaire- queremos difundir el conocimiento más reciente publicado que incluye una serie de recomendaciones para pacientes y personal sanitario en aras de detectar precozmente la disfunción renal y coordinar de forma óptima la organización entre niveles para un mejor diagnóstico precoz y para poder ofrecer el tratamiento más adecuado para estos pacientes”. 

El paciente con EPOC debe transitar con fluidez y eficiencia entre la atención primaria y la especializada

Con el objetivo principal de poner en común las experiencias de atención primaria y neumología en el control de la EPOC (Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica), y favorecer la importante continuidad asistencial entre los diferentes niveles de esta enfermedad crónica y progresiva, se ha celebrado el I Foro EPOC de Madrid de las Sociedades Científicas “Compartiendo experiencias”. El encuentro, con más de 140 especialistas asistentes,  ha contado con la participación de las tres sociedades madrileñas de atención primaria, la de enfermería y la de neumología y con el soporte de Boehringer Ingelheim.

En opinión del Dr. José Miguel Rodríguez González-Moro, responsable científico de la Estrategia de EPOC de la Comunidad de Madrid y miembro del Comité Científico de este encuentro, “la continuidad asistencial sigue siendo uno de los principales problemas con los que se encuentra la asistencia sanitaria de enfermedades crónicas, y la EPOC es el paradigma de este tipo de patologías”. Por ello, considera que deben afianzarse las bases para que el enfermo camine de forma fluida y eficiente entre los distintos niveles asistenciales y favorecer una atención global de medicina y de enfermería, de atención hospitalaria y de atención primaria.

Los nuevos modelos organizativos propugnados por la estrategia de enfermedades crónicas”, ha recordado el Dr. J.M. Rodríguez González-Moro, “nos obligan a poner en común experiencias en el campo del diagnóstico y del tratamiento de la EPOC, y afortunadamente, a nivel de sociedades científicas, existe en este sentido una estrecha colaboración desde hace años, fruto de la cual han ido surgiendo muchos proyectos conjuntos como INTEGRA o PRICE, entre otros, todos ellos centrados en el campo de la EPOC”.

Acceso a la espirometría
Los especialistas en EPOC han coincidido  en afirmar que la espirometría se ha convertido en la herramienta esencial e imprescindible para un correcto diagnóstico de la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica, y que como tal, uno de los principales objetivos de los especialistas es conseguir realizar espirometrías de calidad.
En este terreno los avances son lentos y tenemos que seguir avanzando en la implantación nacional de una espirometría de calidad en atención primaria”, ha asegurado el experto. “En Madrid, todos los Centros de Salud están ya dotados de espirómetros y se ha avanzado mucho en la formación, por lo que el siguiente paso es la implantación definitiva de esta herramienta diagnóstica, tal y como lo establece el Plan EPOC, lo que da sentido a este tipo de encuentros”.
El experto ha afirmado que, tal y como se ha puesto de manifiesto en la Jornada, los profesionales de la Atención Primaria, tales como enfermeras formadas, equipos adecuados, y médicos implicados en estrecha conexión con los neumólogos son capaces de realizar espirometrías con la máxima calidad y garantía, y que esta situación ha sido posible gracias a la implantación de programas de formación, divulgación, dotación y planes de seguimiento, todo lo cual sigue realizándose para mejorar si cabe esta situación.


EUROPA LLEVA 15 AÑOS DE VENTAJA A EE.UU. EN EL TRATAMIENTO ENDOSCÓPICO DE LA OBESIDAD

Los países desarrollados llevan décadas de lucha frente a la obesidad y el sobrepeso, dos de los problemas de salud pública que más recursos sanitarios consumen al asociarse a enfermedades muy prevalentes como la hipertensión y la diabetes tipo II. El resultado de la batalla contra esta epidemia es desigual. No hay tratamientos milagrosos ni la misma terapia es válida en todos los casos. Sin embargo, las técnicas de endoscopia bariátrica van ganando espacio a la hora de buscar soluciones eficaces para combatirla, ya que consiguen que los pacientes reduzcan su sobrepeso gracias a intervenciones menos cruentas que las de la cirugía bariátrica convencional y, al mismo tiempo, que mejoren las patologías asociadas a la obesidad. Madrid se convertirá en esta semana en la sede del Primer Curso Internacional de esta disciplina y reunirá a los mejores expertos mundiales en unas técnicas que están contribuyendo a facilitar el tratamiento del sobrepeso con mejores resultados y mayor seguridad.
España ocupa una posición de liderazgo en el desarrollo de estas intervenciones técnicas, que evitan ingresos hospitalarios y complicaciones y procuran una rápida recuperación del paciente, y que, paradójicamente, en Estados Unidos, uno de los países del mundo con mayores tasas de obesidad, se están empezando a utilizar ahora. El doctor Gontrand López-Nava, director de la Unidad de Tratamiento Endoscópico de la Obesidad del hospital Universitario HM Sanchinarro de Madrid y co-organizador del 1er Curso Internacional de Endoscopia Bariátrica confirma que “en España contamos con un alto número de pacientes obesos, pero también es cierto que somos líderes en cuanto al número de tratamientos. Además hay que destacar que cada vez es mayor el número de expertos que vienen a formarse a nuestro país”. El doctor Manoel Galvao, experto mundial  en Endoscopia de la Obesidad del Gastro-Obeso Center, Sao Paulo, Brasil y co-organizador del curso, ratifica la ventaja de España y del continente Europeo: “llevan 15 años de ventaja a Estados Unidos en los tratamientos endoscópicos de la obesidad. Allí muchos de ellos están todavía en estudio”. 
En la reunión, que se celebrará hoy y mañana en Madrid, se revisará el estado actual de seguridad y eficacia de las distintas técnicas de endoscopia de la obesidad a través de la experiencia que aportan los expertos mundiales en cada una de ellas. Los especialistas asistirán a sesiones y talleres en los que se realizará una actualización de todas las estrategias e intervenciones actuales y futuras para el abordaje multidisciplinar de la obesidad. El reto del mismo es el de intentar sacar indicaciones y conclusiones que ayuden a utilizar mejor cada una de las herramientas terapéuticas de la endoscopia bariátrica.
Abordaje multidisciplinar de la obesidad
La población es consciente de la necesidad de revertir la obesidad y el sobrepeso; sin embargo, en muchos casos se desconoce que existen alternativas, como las técnicas de endoscopia bariátrica, que pueden ser de gran ayuda.  Se estima que solo en España la obesidad afecta al 22,9% de la población y el sobrepeso al 39,4%, lo que contribuye el desarrollo de comorbilidades asociadas como la hipertension, la diabetes tipo 2, la dislipemia y la enfermedad cardiovascular. La doctora Inmaculada Bautista, médico responsable del equipo multidisciplinar de la Unidad de Tratamiento Endoscópico de la Obesidad del hospital Universitario HM Sanchinarro de Madrid, considera que “el alejamiento de la dieta mediterránea [rica en frutas y verduras y baja en grasas] y contar con un 41,3% de población sedentaria han provocado que España exista  un alto porcentaje de obesos”. 
A pesar de ello, un gran porcentaje de estas personas intenta perder peso. “Sin embargo, el porcentaje de fracaso con métodos convencionales oscila entre el 30 y el 70%. Por ese motivo, el tratamiento debe ser multidisciplinar y encaminado a un cambio de hábitos con carácter permanente”, señala la doctora Bautista.
Los expertos están de acuerdo en la importancia de detectar precozmente un problema de obesidad y sobrepeso, antes de que evolucione a grados de obesidad más severos y se presenten las comorbilidades y porque es más sencillo tratar la enfermedad en estadios iniciales. Las técnicas endoscópicas pueden ser de ayuda ya en la adolescencia, como señala  el doctor López-Nava: “no altera el crecimiento, lo que es una opción para tratar a adolescentes para que su obesidad no aumente tanto o para que cambien sus hábitos y se reeduquen”.
La obesidad es una enfermedad crónica, compleja y multifactorial que requiere un abordaje integral para obtener buenos resultados. A este respecto, la doctora Bautista recomienda “un enfoque personalizado a cargo de un equipo multidisciplinar con participación de un psicólogo, para conseguir un cambio de conducta; un asesor deportiva, para lograr una modificación de la actividad física adaptado a las circunstancias del paciente, y un médico nutricionista, para llevar a cabo una valoración de las enfermedades asociadas a la misma y una intervención nutricional adecuada a cada caso”.
Un “menú bariátrico” con siete alternativas
El objetivo de la cirugía de la obesidad es reducir la ingesta de alimento a través de una disminución del tamaño del estómago. Durante los últimos años se han desarrollado al menos siete procedimientos de endoscopia bariátrica, que han permitido que las intervenciones sean mucho menos invasivas, más seguras y con recuperaciones casi inmediatas.  Tal y como señala el doctor Manoel Galvao “lo fundamental es identificar las necesidades y hacer un abordaje personalizado para cada paciente. Antes había solo uno, pero hoy gracias a la individualización, es posible buscar resultados mejores en función de las necesidades de cada paciente en función de su caso”.
Entre las técnicas existentes, destaca el método Apollo, en el que se realiza la tradicional “reducción de estómago” pero introduciendo el instrumental quirúrgico a través de la boca, sin necesidad de abrir el abdomen, lo que supone un menor riesgo que la cirugía convencional. “Esta técnica consiste en reducir el volumen disponible en el estómago, suturando sus paredes gástricas, lo que reduce la ingesta de alimentos. Se acerca a las gastroplastias de reducción de estómago que se han realizado quirúrgicamente, pero sus ventajas son que tiene una tasa de mortalidad 0 y una recuperación de menos de 24 horas, reduciéndose las complicaciones en un 95%” asegura el doctor  Gontrand López-Nava.
Otra opción frente la reducción quirúrgica tradicional es disminuir la capacidad del estómago haciendo pliegues y suturándolos. Esta técnica, que se realiza igualmente a través de la boca, se denomina método POSE y está específicamente recomendada en casos de obesidad extrema, es decir, con un Índice de Masa Corporal (IMC) superior a 27. Es un método preparado para permanecer toda la vida en el estómago; no obstante, si el paciente lo estima necesario se puede hacer reversible.
Por otra parte, están los denominados balones ingeribles, que el paciente traga en forma de cápsula y se hinchan en el estómago. Estos dispositivos logran una saciedad más rápida y una reducción de la ingesta de alimentos.
Asimismo, existen los balones intragástricos, que ayudan a que quepa menos alimento en el estómago y se tenga sensación de saciedad; el doble balón, recomendable para todos aquellos pacientes con un patrón alimentario compulsivo, puesto que al estar ocupando gran parte del estómago, se aceptará mucha menos cantidad de alimento. Durante el curso se hablará también del Endobarrier, una técnica especialmente indicada para diabéticos y que ayuda a adelgazar sin ningún tipo de cambio permanente en sus cuerpos. El Endobarrier actúa creando una barrera entre la pared intestinal y los alimentos. Al crearla, produce un cambio en los niveles hormonales, incluyendo la regulación de azúcares.
Los expertos han querido finalizar explicando que actualmente se está trabajando en hacer técnicas con imanes en el intestino, algunas intervenciones de mangas gástricas completas del estómago por la boca, técnicas de aspiración que permiten al paciente succionar y vaciar un tercio de los alimentos contenidos en el estómago o balones que se ingieren y no necesitan endoscopia para extraerlos.

El doctor Dinesh Bhugra, nuevo presidente de la Asociación Mundial de Psiquiatría



La última asamblea general de la Asociación Mundial de Psiquiatría (WPA según sus siglas en inglés), celebrada en el marco del XVI Congreso Mundial de Psiquiatría, que se ha llevado a cabo en Madrid (España), ha elegido al doctor Dinesh Bhugra como presidente de esta entidad para los próximos tres años. El Dr. Bhugra sucede en el cargo al doctor Pedro Ruiz, que ha dirigido la WPA durante los últimos años.

Además, los nuevos cargos del Comité Ejecutivo de la WPA quedan del siguiente modo. Presidente electo (funciones de vicepresidente): Helen Herrman (Australia); secretarios generales, Roy A. Kallivayalil (India) y Henrik Wahlberg (Finlandia); secretario de finanzas, Armen Soghoyan (Armenia); y secretario de reuniones científicas, Masatoshi Takeda (Japón).

La mesa con los nuevos representantes de zona está compuesta por las siguientes personas. Donna E. Stewart (Canadá) Zona 1 (Canadá). Edmond Hsin-tung Pi (EE. UU.) Zona 2 (Estados Unidos). Virginia Rosabal (Costa Rica) Zona 3 (México, América Central y El Caribe). Silvia Gaviria (Colombia) Zona 4 (América del Norte y del Sur). Alfredo Cía (Argentina) Zona 5 (meridional de América del Sur). Michel Botbol (Francia) Zona 6 (Europa Occidental). Jyrki Korkeila (Finlandia) Zona 7 (Norte de Europa). Zvi Zemishlany (Israel) Zona 8 (Europa Meridional). Stojan Bajraktarov Zona 9 (Europa Central). Petr V. Morozov (Rusia) Zona 10 (Europa del Este). Nahla Nagy (Egipto) Zona 11 (Norte de África). Walid Sarhan (Jordania) Zona 12 (Oriente Medio). Owoidoho Udofia (Nigeria) Zona 13 (África central y Occidental). David M. Ndetei (Kenia) Zona 14 (África Oriental y Meridional). Khalid A. Mufti (Pakistán) Zona 15 (Asia Central y Occidental). T. V. Asokan (India) Zona 16 (Asia Meridional). Min-Soo Lee (Corea del Sur) Zona 17 (Asia Oriental). Y Francis Agnew (Nueva Zelanda) Zona 18 (Australasia and Pacífico Sur).

Tal y como ha indicado el doctor Bhugra, los objetivos para su nuevo mandato se van a centrar en la salud mental pública. Esto supone, principalmente, poner el foco en la promoción de la salud mental y en la prevención de trastornos psiquiátricos en personas vulnerables.

Durante su mandato habrá cinco temas clave. “En primer lugar, la violencia de género, es decir, la atención psiquiátrica a lo que sucede cuando un hombre ataca a una mujer en el entorno doméstico y al papel que desempeña el alcoholismo y otros problemas psiquiátricos en todo ello. En segundo lugar, los abusos sexuales —físicos y emocionales— en la infancia y su impacto en el desarrollo y la personalidad. En tercer lugar, la atención de salud mental a la población reclusa; se sabe que en muchos países un 61% de los presos padece trastornos psiquiátricos y es preciso tomar medidas al respecto, como por ejemplo, la identificación precoz para asegurarse de que estas personas reciben el tratamiento que necesitan y que lo hacen en el lugar más idóneo, y no entre rejas”.

“En cuarto lugar”, ha continuado explicando el nuevo presidente de la WPA, “analizaremos a las personas pertenecientes a grupos minoritarios vulnerables, como los inmigrantes, los solicitantes de asilo, los homosexuales, bisexuales y transexuales, las personas con problemas de aprendizaje, las personas mayores, etc. Y por último, nos centraremos en la promoción de la salud mental”.

El profesor Bhugra ha señalado que “todas estas prioridades son tanto horizontales como verticales, porque, por ejemplo, el género va a desempeñar un papel fundamental en la promoción de la salud mental, pero también en la atención a personas mayores, que son a la vez cuidadoras y mujeres que sufren”.

Asimismo, “crearemos una serie de centros colaboradores para la formación y la educación y mejoraremos nuestro sitio web, asegurándonos de que contenga una amplia gama de recursos sobre pacientes, que puedan ser utilizados no sólo por psiquiatras, sino también por otros profesionales de la salud y por las familias”.

Según ha afirmado, “mi pasión es volver a situar la formación y la educación entre las prioridades de los países de ingresos medios y bajos".

Jornada Informativa de Pacientes en Madrid "Psoriasis: La Verdad al desnudo"

La exposición itinerante de fotografía “Psoriasis: la Verdad al Desnudo” continúa su gira nacional y se presenta ahora en Madrid, donde estará abierta al público desde el próximo martes 23 de septiembre y hasta el 12 de octubre en el Hospital Universitario de La Princesa.

En el marco de este proyecto, y coincidiendo con la fecha de inauguración en Madrid, mañana martes 23 de septiembre a las 18hrs se ha organizado una Jornada Informativa de Pacientes. Durante el encuentro, el doctor Esteban Daudén, Jefe del Servicio de Dermatología del Hospital, realizará una actualización en el conocimiento de la psoriasis; y el doctor Alberto García-Vadillo, Jefe de Sección del Servicio de Reumatología del mismo hospital, abordará la importancia del diagnóstico precoz de la artritis psoriásica. Por su parte, la doctora Carmen Suárez, Jefa del Servicio de Medicina Interna, dará una ponencia sobre el riesgo cardiovascular asociado a la psoriasis.

“Psoriasis: la Verdad al Desnudo” es una exposición de 19 fotografías e historias personales que muestran la experiencia de vivir con una enfermedad tan estigmatizada como la psoriasis. En esta serie de retratos íntimos e inspiradores, los protagonistas descubren su piel y revelan los retos y las victorias de vivir con esta enfermedad, que afecta a más de 140.000 personas en Madrid y a un 2’3% de la población española.


La muestra ha sido organizada por Acción Psoriasis y el Hospital Universitario de La Princesa, en colaboración con los laboratorios Pfizer.